Persiguiendo veranos

lavillenie reunion

En el mes de diciembre, en este hemisferio norte tan nuestro, el invierno comienza a apretar, aunque nos hagan creer que aún estamos oficialmente en otoño.

Renaud Lavillenie, el pequeño y valiente pertiguista francés que tras recoger el testigo de su abuelo y su padre se dedicó a soñar con llegar más alto que nadie, es un hombre de vuelos, y al igual que el marinero presume de saber todo sobre la mar, él sabe muy bien de cielos, de corrientes de aire y alturas.

Tanto que, como las aves que emprenden su viaje a latitudes más cálidas cuando el frío comienza a apretar, cada año coge sus pértigas al llegar mes de diciembre y emigra a Isla Reunión, en pleno océano Índico, dónde consigue atrapar días cálidos, secos, y cielos azules bajo los que entrenar tranquilo a espera de asaltar la temporada de competiciones bajo techo durante el largo invierno del norte.

El año pasado la jugada no pudo salirle mejor. Justo antes de Navidad, a la vuelta a Francia tras su habitual stage frente a orillas de Madagascar, ya saltó 5.93, y antes de finales del mes de enero ya saltaba 6.04 y se atrevía a atacar los 6.16 que le colocarían dónde nunca nadie había llegado. Finalmente lo conseguiría una tarde del 15 de febrero precisamente en Donetsk, el lugar sagrado de la pértiga ucraniana y el propio Bubka.

(Sinónimo de la rapidez con la que avanzan nuestros días, el mítico Druzhba Arena dónde Bubka encontró tantos récords y dónde precisamente el francés le superó bajo su atenta mirada, la noche del 26 de mayo, apenas tres meses después del nuevo récord mundial, se veía envuelto por las llamas entre las luchas pro-rusas y ucranianas que han asolado el país durante este 2014)

Como cada año a estas alturas, mientras comenzamos a buscar refugio bajo guantes, gorros y bufandas al pasear por la calle, las imágenes que vemos de Lavillenie entrenando en medio del Índico son una auténtica envidia.

El invierno está a la vuelta de la esquina, y con él la temporada de pista cubierta. Los vídeos que llegan ya nos muestran a Lavillenie saltando sobre 5.85 con esa maravillosa sensación de facilidad. Esperemos que, al igual que ocurrió el año pasado, los cielos azules y el clima templado de Isla Reunión anuncien un invierno de puro espectáculo en el mundo de la pértiga.

Vídeo de Lavillenie saltando 5.85 con bañador en plena playa: http://instagram.com/p/wRQ151gu1j/

Vídeo de Lavillenie entrenando vallas: http://instagram.com/p/wdZPaxgu7K/

Cuenta Oficial de Twitter de Renaud Lavillenie: @airlavillenie

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s